Cuidados básicos de las Plantas Carnívoras

A pesar de lo que se pueda creer los cuidados básicos de las plantas carnívoras son muy fáciles de llevar a cabo ya que una de las características es que no necesitan abono. A  pesar de que son plantas hay ciertas características que hacen a estas bellas y voraces plantas únicas. Es cierto que según los diferentes géneros necesitan unos cuidados y otros pero los cuidados básicos son muy parecidos.

Estos cuidados básicos para las plantas carnívoras te serán muy útiles

Mantenimiento de las Plantas carnívoras

El mantenimiento de las plantas carnívoras es muy simple ya que estas plantas solo necesitan hacer la fotosíntesis y cazar a sus presas de las que obtener sus nutrientes ya que es la única forma de alimentación.

Uno de los cuidados que hay que tener en estas plantas es quitar las hojas o trampas negras o muertas ya que si no pueden generar moho u nutrientes al sustrato que quemen las raíces de las plantas carnívoras. Las hojas amarillas en las plantas carnívoras suelen ser síntomas de un exceso de luz o de agua. Si la planta tiene buena iluminación lo mejor sería regular un poco más el riego de la misma.

Sustrato para plantas carnívoras

El sustrato es muy importante para las plantas carnívoras ya que estas plantas se alimentan de insectos, en la mayoría de los casos, para suplir la falta de nutrientes en la tierra. Es por esto por los que el sustrato debe de ser muy pobre. El sustrato perfecto para estas plantas es uno especial para plantas carnívoras ya que el sustrato normal no sirve y la matarías.

Es muy importante que el sustrato no esté compactado ya que las raíces son muy sensibles y pueden aplastarse con facilidad. Además estas plantas suelen regarse por el método de la bandeja para el cual se necesita que la tierra o sustrato de las plantas carnívoras esté suelto.

Las mejores macetas para carnívoras

Es muy importante que las plantas carnívoras se cultiven en una maceta de plástico ya que las macetas de arcilla podrían aportar nutrientes a las raíces y matar a la planta por completo.

Las plantas carnívoras necesitan un sustrato especial

Iluminación

Otro de los cuidados básicos que hay que llevar con las plantas carnívoras es la iluminación, muy importante en esta clase de plantas. Al crecer en terrenos pantanosos rodeados de árboles este tipo de plantas no necesitan por lo general luz directa pero sí buena iluminación. A pesar todo cada tipo y género de planta carnívora necesita una iluminación concreta por lo que es mejor que leas sobre la variedad que estás buscando en el resto de artículos de nuestra web.

Por lo general, las plantas carnívoras no necesitan luz artificial a no ser que vayan a estar en un terrario en el interior.

Temperatura y humedad ideal

Este factor es muy complicado de sintetizar ya que cada planta carnívora tiene una temperatura ideal. En cuanto a la humedad la mayoría de plantas carnívoras suelen coincidir en preferir un ambiente húmedo. La temperatura suele variar según los especímenes. 

Riego de plantas plantas carnívoras

Las plantas carnívoras al completo, independientemente de su género o tipo, se riegan con agua destilada, un cuidado básico muy a tener en cuenta. Este agua, al igual que el sustrato de las plantas carnívoras carece de nutrientes por lo que la única agua con la que tienen que regarse es agua destilada. 

El agua destilada se puede conseguir de la lluvia, la secadora de ropa o el aparato del aire acondicionado por lo que, si se tienen pocas plantas carnívoras no será necesario comprar. 

En cuanto a la frecuencia de riego sucede lo mismo que con la iluminación ya que es muy particular del tipo de planta. Existen plantas carnívoras como las Sarracenias que necesitan un periodo de sequedad y otras variedades como las Droseras que necesitan humedad continua. 

Por lo general el riego de este tipo de plantas se suele efectuar por el método de la bandeja, es decir dejando caer el agua en la bandeja en la que está la planta para que el sustrato vaya absorbiéndolo. Si se riega tradicionalmente, poniendo el agua en el sustrato directamente, puede matar a la planta ya que compactará el sustrato.  

Cuidados básicos de las plantas carnívoras que necesitas saber

Germinación de las semillas

Germinar semillas de plantas carnívoras no resulta muy complicado si se siguen los pasos correctamente. 

  1. Las semillas de este tipo de plantas suelen ser muy pequeñas, casi polvo. Por lo que se debe de tener mucho cuidado al manipularlas para no malgastarlas. Por esta razón es conveniente que lo hagas en un sitio cubierto sin ráfagas de aire. 
  2. En primer lugar humedece el sustrato, para ello puede optar por dos métodos: sumergiendolo en agua, el cual no recomendamos. O mediante el método de bandeja como se regará la futura planta, esto último es lo más recomendable.  
  3. Esparce las semillas por el sustrato húmedo.
  4. NO tapes con tierra las semillas, en la mayoría de los tipos de planta no son necesario aunque es recomendable que consultes las entradas de las diferentes tipos de planta de nuestra web. 
  5. Las semillas tardan más en germinar cuando el clima es templado por lo que en invierno pueden llegar a tardar el triple que en verano. Nuestro consejo es tener paciencia. 

Los cuidados de las plantas carnívoras bebés son muy fácil de llevar a cabo ya que solo necesitan que el sustrato esté húmedo. 

Trasplantar 

Por lo general las plantas carnívoras no necesitan de una maceta muy grande o de muchos sustrato para desarrollarse. Si aún así quieres trasplantarla te daremos algunos consejos que te serán útiles. 

  • Trasplantala como mucho cada dos años ya que puede resultar muy estresante para la planta. 
  • En el caso de querer realizar el trasplante para situar la planta en un terrario. 
  • La maceta debe de ser del tamaño proporcional al que tenga la planta. 
  • El trasplante es mejor que se haga en primavera. 
  • No quitar el sustrato viejo, mantenerlo junto con el nuevo. 

Cuidados básicos de las plantas carnívoras muy fácil de seguir.

Otros cuidados básicos de estas plantas

Existen otros factores y cuidados básicos a tener en cuenta a la hora de cultivar plantas carnívoras. 

Hibernación

Al igual que el resto de plantas las carnívoras necesitan realizar hibernación, al menos en el caso de algunas especies. En este caso existen dos opciones, introducir en el interior de la casa la planta si estaba en el exterior para evitar las heladas si la planta en concreto así lo requiere. O meterla en el frigorífico bien precintada para que esté en la temperatura que corresponde si la del ambiente es demasiado alta para invierno. 

Nutrición

Debido a su naturaleza las plantas carnívoras tienen como forma de alimentación cazar pequeños insectos o pequeños animales. Es ahí de donde sacará la mayoría de sus nutrientes, a pesar de que también lo hace al realizar la fotosíntesis. 

Aclimatación

La aclimatación es también algo a tener en cuenta a la hora cuidar de las plantas carnívoras ya que puede que cambie la iluminación o la temperatura. Lo mejor es intentar realizar el cambio lo más paulatino posible. 

Plagas

Las plantas carnívoras tienen pocos enemigos pero existen ciertas plagas y animales, por ejemplo, Es conveniente apartar a los gatos de las plantas carnívoras. 

El pulgón pueden ser bastante peligrosos pero se pueden retirar fácilmente con las manos, pero se tienen que eliminar concienzudamente. 

Los ácaros o araña roja es bastante más difícil de combatir y se necesita de productos especiales. Suelen aparecer cuando la tierra está seca. 

Los hongos también son complicados de combatir y se necesitan de productos especiales. Para evitar su aparición es recomendable que se evite un ambiente húmedo. 

Quizás te interesen otras categorías:

Drosera rotundifolia

Drosera rotundifolia

 

Darlingtonia californica

Darlingtonia californica

 

Nepenthes

Nepenthes