Sarracenia

La Sarracenia es un género de plantas carnívoras que engloban a 8 especies. Esta planta insectívora atrae a insectos hacia el interior de sus trampas con un dulce olor a néctar donde quedan atrapados por los pequeños pelos y son digeridos. Estas trampas pueden llenarse de insectos por completo, aunque no es nada recomendable para la planta. Tradicionalmente, se creen que las plantas carnívoras Darlingtonia y Heliamphora pertenecen a las Sarracenias pero existen discrepancias.

Estos jarros crecen normalmente en vertical, exceptuando el caso de la purpurea y psittacina, que crecen apoyándose un poco en el suelo. Dentro de los jarros se encuentra líquido digestivo con el que absorben los nutrientes. A pesar de que las trampas son también las hojas de la Sarracenias, algunas especies pueden llegar a crear hojas no carnívoras para realizar la fotosíntesis. 

Las Sarracenias son perfectas para principiantes en las plantas carnívoras ya que son muy fáciles de cuidar y requieren pocos cuidados. Por lo que recomendamos el cultivo de Sarracenia para niños al igual que la dioneae muscipula por su fácil cuidado. 

Descripción e Información

Son planta carnívora autóctonas de Texas, Grandes Lagos y Canadá. Su lugar de origen es Estados Unidos y Canadá, aunque están más presentes en el primero, concretamente en el sudeste, en Texas. Algo característico de este género de plantas carnívoras es que sus raíces pueden llegar a medir 20 centímetros. 

La primera descripción de este género la realizó Carlos Linneo en 1753, concretamente de la especie Sarracenia purpurea. Su nombre proviene del médico francés Michel Sarrasin. Las Sarracenias se les conocen como Cuerno de caza Planta trompeta o Planta de jarra Norteamericana.

A pesar de lo que se suele pensar las tapa superior de sus jarros son inmóviles ya que tiene la utilidad de evitar que el agua se meta en ellos y que los líquidos digestivos que utiliza para obtener los nutrientes de sus presas se diluyan. Tradicionalmente se creen que se utilizan para evitar que las presas salgan de las trampas pero esa función la cumplen los “pelitos” del interior de las trampas. 

Las Sarracenias pueden alcanzar un tamaño de entre 20 centímetros y más de un metro como es el caso de la Favla. Sus flores son de un tamaño muy pequeño y tienen un color amarillo o rojizo pero no se recomienda que se dejen florecer porque debilitan mucho a la planta y puede llegar a acabar con la planta.  

 

Tipos de Sarracenias

  • Alata
  • Flava
  • Leucophylla
  • Minor
  • Oreophila
  • Psittacina
  • Purpurea
  • Rubra

En algunas especies como la Purpurea ni siquiera evitan que el agua se cuele en su interior, por otro lado las especies minor y psittacina tienen una especie de ventana para iluminar su interior y atraer a la víctima a su interior. Sarracenia psittacina puede llegar a estar sumergida y atrapar a animales acuáticos.

 

Cuidados y Cultivo de Sarracenia

Como ya hemos dicho los cuidados de Sarracenia son muy fáciles de realizar y por ellos son plantas carnívoras perfectas para principiantes, ya que no necesita ni podas ni abonados. Las especies más fáciles de cultivar son la Purpurea y la Leucophylla. Este género de plantas carnívoras se relacionan muy bien con otros tipos de plantas carnívoras. 

Riego

El riego, como para el resto de plantas carnívoras, hay que regarlas por el método de la bandeja con agua destilada o de lluvia. El sustrato debe de estar constantemente húmedo y regarse antes de que se pueda secar. 

Temperatura

La temperatura ideal para el cultivo de Sarracenia es de entre 20 o 30 grados y llegar a 35 grados sin problemas. No obstante en invierno debe bajar a 10 grados para poder hibernar. 

Luz

La Luz es importante para este género de plantas carnívoras. De hecho, cuando la planta recibe luz directa los jarros se tornan en un color rojo intenso. Si se van a hacer cambios de iluminación lo mejor es intentar acostumbrarlo poco a poco para evitar que el sol queme la planta. 

Humedad

La humedad es uno de los factores que más importan para que las Sarracenias crezcan con toda su belleza. Cuando más alta sea la humedad ambiental mejor. 

Sustrato 

El sustrato perfecto para la Sarracenia es uno especial para plantas carnívoras. Aunque también se puede emplear uno mezclando turba rubia y vermiculita (3:1). Por lo general este género de plantas carnívoras prefieren los suelo ácidos pero este requisito no es necesario. Es conveniente plantarla en macetas de más de 20 centímetros debido a sus largas raíces. 

Hibernación

Puede llegar a durar entre 3 y 4 meses, siempre que la temperatura sea por debajo de los 10 grados. Reducir en este periodo el riego para evitar la aparición de hongos. 

Reproducción

Las Sarracenias se pueden reproducir mediante semillas o división de rizomas, esta última conviene realizarla antes de la hibernación. La reproducción de semillas es un poco compleja pues necesita insectos para polinizarlas. Una vez polinizadas las flores deben dejarse secar, proceso que puede durar entre 3 y 4 meses. Después, hay que dejar las plantas secar una semana más antes de proceder a su germinado. Por todo esto es por lo que, tal vez, sea mejor opción la división de rizomas.  

Transplante

El trasplante de la sarracenia puede llegar a ser complicado. Conviene hacerlo en invierno durante la hibernación y hacerlo en una maceta muy grande ya que las Sarracenias necesitan mucho espacio para enraizar. El trasplante debe de hacerse cuando la planta tenga, como mínimo, 5 hojas. 

Plagas

Esta planta carnívora puede ser víctima de pulgones o cochinillas y otros hongos, sobre todo en invierno. 

Quizás te interesen otras categorías:

Drosera

Drosera

 

Nepenthes

Nepenthes